RectoríaActividades y eventos ► Confianza y responsabilidad
English (United Kingdom)
Confianza y responsabilidad Imprimir E-mail
Martes, 30 de Octubre de 2018 20:40

Confianza y responsabilidad, columna del rector Sánchez en El Mercurio

Respecto de la discusión del proyecto aulas seguras, el rector Ignacio Sánchez dice que se debe analizar las causas que han llevado a hechos de violencia inaceptables. En este sentido precisa en la necesidad de trabajar en relaciones de respeto, honestidad, franqueza y sentido de bien común, en el trabajo dedicado y los deberes de cada uno. Solo en ese momento, agrega,  entenderemos que los derechos de cada uno serán los deberes del prójimo.

En las últimas semanas se ha debatido respecto de la necesidad de contar con aulas seguras, como línea de base para permitir el proceso educativo. El proyecto está siendo analizado en el parlamento, “ y luego de haber sido aprobado en el Senado, esperamos que con las indicaciones de la Cámara de Diputados pueda llegar a ser un aporte a la convivencia escolar”, apunta el rector Ignacio Sánchez en una columna que publica El Mercurio, este lunes 29 de octubre.  Sin embargo, dice que debemos analizar también cuáles han sido las causas de tener que presentar una ley de estas características. Debemos pensar qué ha fallado a nivel familiar, escolar y social para que se hayan producido estos hechos de violencia inaceptables. “Y es aquí en donde se deben plantear los conceptos de confianza y responsabilidad en nuestro diario quehacer”, precisa.

En esta línea, señala que es evidente que nuestro país ha avanzado, y en particular en los últimos años, en forma significativa en el respeto y cuidado de los derechos de sus habitantes. Es muy destacable cómo el país ha puesto de relevancia y valorado la diversidad, los derechos de la mujer, actualmente del niño y del adulto mayor. Así también, agrega que se han fortalecido los diferentes derechos; a la educación, -en especial mayores oportunidades en educación superior-, a una mejor salud, se avanza en una nueva propuesta del sistema de pensiones y otros derechos básicos, que deben alinearse con un país que busca y se encamina a lograr un mayor desarrollo integral para sus habitantes. 

Asimismo, comenta que todos estos logros, se relacionan a lo que la comunidad aporta, es decir importantes derechos y desafíos sociales que nos interpelan como sociedad. “Es indudable que hoy es necesario focalizar los esfuerzos; es decir,  priorizar la primera infancia y la población más vulnerable que tiene necesidades básicas que nuestra sociedad debe conocer y asumir”, sostiene. En este sentido, destaca que el reciente programa Compromiso País de diseñar un mapa de la vulnerabilidad y pedir el aporte de actores sociales, ministerios, académicos, empresarios, y diferentes miembros de la sociedad civil, es clave para avanzar en la resolución de problemas básicos que impiden a un grupo importante de nuestro país poder conocer lo que significa el desarrollo, ya que esta palabra no ha llegado aún a la mesa de su hogar. 

Ahora bien, junto a estas necesidades y a estos derechos descritos, dice que es necesario instalar en la agenda pública los deberes de cada ciudadano de nuestro país. “Porque para entender mis derechos, es preciso comprender mis deberes. Mi deber como ciudadano, como estudiante, trabajador, padre y madre, profesor, político, universitario y toda otra actividad. El deber de construir nuestro propio destino, a través del esfuerzo, de la constancia, la disciplina y el trabajo persistente. Este deber se expresa en nuestras acciones cotidianas, tanto de las autoridades, como de las personas que diariamente estudian, trabajan y construyen el país”, enfatiza. 

Según el rector Sánchez, es necesario entonces que podamos trabajar en relaciones de respeto, honestidad, franqueza y sentido de bien común, en el trabajo dedicado y los deberes de cada uno. Solo en ese momento, agrega,  entenderemos que los derechos de cada uno serán los deberes del prójimo. Es en este círculo virtuoso, que podemos encontrar una de las claves para construir un mejor país. “El rol de las universidades es crucial en esta tarea, a través de formar personas en los conocimientos disciplinares y también en valores ciudadanos, con cultura y respeto, quienes antes de exigir derechos se orienten a cumplir con sus deberes para tener un mejor país. De esta manera, se puede lograr cambiar la óptica y plantear que mis derechos se desprenden de mis deberes”, manifiesta. 

En este sentido dice que así, con la confianza en que mis derechos serán respetados y valorados, y, por otra parte, con la responsabilidad de saber cuáles son mis deberes, podremos construir un país más justo, respetuoso y con la paz social que permita el desarrollo integral.  “Esto sólo se puede lograr teniendo como meta algunos indicadores que no sólo destaquen el ingreso económico de la población, sino la forma como éste se distribuye, las oportunidades que pueden tener quienes quieran emprender y la libertad para desarrollarse”, precisa.  Y luego concluye diciendo que esto va a favorecer la calidad de vida de todos y cada uno, que permita aspirar a una mayor realización humana, cultural, social y familiar de nuestros habitantes. Finaliza diciendo que, en resumen, “el desarrollo de la confianza y una mayor responsabilidad nos pueden abrir caminos de realización personal y comunitaria, para de esta manera lograr una mayor felicidad. Y esto es lo que necesitamos en nuestro país”.

 

INFORMACIÓN PERIODÍSTICA

Dirección de Comunicaciones

 

El Rector en la Prensa

prev
next

Diario El Mercurio. Rector UC: Las ciencias y las humanidades

5/11/2018

Carta al director Diario El Mercurio. ...

Leer más...

Diario La Tercera. Rector UC: Congreso Social

31/10/2018

Cartas al director Diario La Tercera. ...

Leer más...

El Mostrador. Rector UC: Organizaciones de Asuntos Estudiantiles

31/10/2018

Opinión El Mostrador. Rector UC: Organizaciones ...

Leer más...

Diario El Mercurio. Rector UC: Confianza y responsabilidad

29/10/2018

Opinión Diario El Mercurio. Rector UC: ...

Leer más...

Mapa del sitio

2018 | Pontificia Universidad Católica de Chile

Mesa central (56) (2) 2354 4000 - Correo: rectoria@uc.cl - Avda. Libertador Bernardo O'Higgins 340 - Santiago - Chile